Menú Liti-link AG logo
Retrocesiones retenidas ilegalmente

Sobre el lucrativo modelo comercial de los bancos suizos

En el pasado, muchos bancos y administradores de fondos suizos han cobrado injustamente comisiones de gestión por un valor de miles de millones de francos suizos. Estas comisiones de gestión se conocen en Suiza como retrocesiones, y durante muchos años han constituido un modelo comercial lucrativo para administradores de fondos, bancos y proveedores de servicios financieros suizos. Este dinero corresponde a los clientes, aunque a menudo estos ni siquiera son conscientes de este derecho.

Debido a los plazos de caducidad vigentes se pierden grandes sumas diariamente a favor de los bancos. Las comisiones de gestión se aplicaron a los inversores que compraron productos de inversión en Suiza. A pesar de todo, hasta el momento pocos clientes han solicitado la devolución del importe que les corresponde. Todo esto juega a favor de los proveedores de servicios financieros suizos en cuestión: cuentan con la ventaja del tiempo. Entretanto, muchos inversores se ven presionados por el plazo de tiempo para presentar sus reclamaciones que, según los fondos que se hayan gestionado, pueden alcanzar fácilmente sumas de hasta cinco o seis cifras.

El Tribunal Supremo Federal de Suiza ha tomado una decisión

La sentencia del Tribunal Supremo Federal de Suiza del 30 de octubre de 2012 (4A_127/2012, 4A_141/2012), que prohíbe el cobro de retrocesiones, y las medidas reglamentarias posteriores de la Autoridad de Supervisión del Mercado Financiero de Suiza FINMA han aumentado la presión sobre el mercado financiero suizo. La sentencia es clara: Las entidades bancarias y los administradores de fondos suizos deben devolver a sus clientes todas las comisiones retenidas por los proveedores de fondos, certificados y otros productos financieros. Ya en el año 2006, el Tribunal Supremo Federal de Suiza dictaminó que los clientes tienen derechos sobre las retrocesiones y cuotas de intermediación pagadas a un administrador de fondos, fortaleciendo así los derechos de los inversores. Los expertos consideran (basándose en los datos de la Asociación de Banqueros Suizos Swiss Banking) que de esta forma se han cobrado a los clientes varios miles de millones de francos suizos de forma ilegítima.

No sabía que podía recuperar estas comisiones de gestión. Liti-Link no solo ha interrumpido el plazo de caducidad de mis derechos financieros, también ha tramitado con éxito mis reclamaciones de forma inmediata.
CLIENTE DE LITI-LINK